La Segarra

La comarca de la Segarra tiene una extensión de 720 kilómetros cuadrados, más de 17.000 habitantes y 21 municipios, con la capital en Cervera. La importancia histórica de la Segarra se ve reflejada en los restos arqueológicos o monumentales que se conservan en muchos lugares de la comarca: prehistóricos (Sant Guim de Freixenet), romanos (Guissona), románicos (Cervera), góticos (Les Pallargues), barrocos (Sant Ramon) y modernistas (el sindicato de Cervera).

En cuanto a cultivos, hallamos los llanos cerealistas y el olivo y el almendro en la montaña media. La ganadería constituye un importante complemento de la agricultura. La industria proporciona numerosos puestos de trabajo en las poblaciones más importantes: Cervera, Guissona, Torà y Sant Guim de Freixenet.

Uno de los atractivos a visitar en la comarca, además del conjunto monumental de Cervera, son los castillos que alberga, que, al principio, fueron talayas en lo alto de las colinas que vigilaban los caminos y que más adelante llegarían a ser núcleos de población.